Disco duro SSD versus HHD

Discos Duros SSD

Desde NoSoloPc trataremos de analizar en éste nuevo post las ventajas y diferencias entre los discos duros SSD (Solid State Disk) y las unidades de disco duro convencionales HDD.

La tecnología de los discos duros HDD ha evolucionado de forma considerable con el paso del tiempo, sin embargo llevan ya algunos años sin mejorar notablemente su rendimiento. Los discos duros SSD o unidades de estado sólido, aparecieron en escena hará unos pocos años con formato que promete velocidades de lectura y escritura más rápidas, entre otros muchos beneficios que detallaremos más adelante.

Volviendo a las especificaciones técnicas del disco duro SSD, en éste los datos de se almacenan en unos chips de memoria flash, a diferencia de los convencionales HDD, en los que los datos se graban en uno o varios discos recubiertos por una capa sensible al magnetismo, que van girando a grandes velocidades, con un sistema de motor, y la información se escribe en ellos de forma magnética.

Este modo de funcionamiento hace que en un disco duro tradicional surjan varios inconvenientes, casi siempre relacionados por los elementos móviles que existen en su interior:

  • Tiempos de lectura y escritura aplazados; como los discos tienen que girar para funcionar, entonces tendremos que esperar a que se realice la rotación y llegue al lugar adecuado antes de comenzar a trabajar con los datos.
  • Sistema de funcionamiento menos fiable; pues al tener partes móviles ello implica que sea más susceptible de sufrir un problema cuando el equipo se mueve, sobre todo presenta un gran inconveniente en los ordenadores portátiles, que siempre están más expuestos a los golpes o vibraciones.

Por otro lado, entre los beneficios de utilizar un disco duro SSD tendremos los siguientes:

Mayor Rendimiento y Velocidad

Un ordenador equipado con SSD se iniciará en cuestión de segundos, sin duda más rápido que un ordenador con disco mecánico. El SSD también funciona más rápido a la hora de abrir aplicaciones, y en general, tiene un rendimiento mucho mayor. Es mucho más rápido tanto en la búsqueda de datos como en lectura, ya que se accede directamente a la información.

Durabilidad y mayor resistencia a los golpes

Un SSD no tiene partes móviles, por lo que es más probable que mantener sus datos seguros en caso de que se nos caiga el portátil o sufra una fuerte sacudida mientras está funcionando.

Menos ruido y menos calentamiento

Incluso el más silencioso disco duro convencional emite un ruido cuando está girando o el brazo de lectura se mueve hacia adelante y hacia atrás. En cambio, el SSD al no tener que girar ni funcionar con un motor mecánico, es totalmente silencioso y a la vez se calienta menos que un disco duro normal.

Menor consumo de energía

Otra de las ventajas que presenta el disco duro SSD es el ahorro de energía, ya que su consumo de energía es menor tanto en los modos de funcionamiento como de espera. Incluso pude ampliar la duración de la batería hasta en 10%.

En resumen, las ventajas de utilizar un disco duro SSD son mayores que la de los convencionales, por eso desde NoSoloPc recomendamos su uso frente a los discos convencionales.